Usuario :
Clave : 
 
 administrador
Manual del administrador


 Secciones
Ediciones anteriores
Premios- Distinciones
Muestras/Arte
Entrevistas- noticias culturales-histórico
Lecturas
Ensayos - Crónicas
Educación/Universidad
Sociedad
Diseño/Moda/Tendencias
Fotografía
La editora
Medios
Sitios y publicaciones web
Narrativa policial: cuentos, ensayos, reseñas
Sumario
Música
Teatro/Danza
cartas
Cine/Video/Televisión
Entrevistas- Diálogos
Servicios
Noticias culturales- archivo
Espacio de autor
Prensa
Artista invitado
Entrevistas
Fichas
Algo de Historia
Blogs de la Revista Archivos del Sur
Cuentos, poemas, relatos

ARCHIVOS DEL SUR

 Inicio | Foros | Participa
Buscar :
Estás aquí:  Inicio >>  Muestras/Arte >>  Arte sacro en el Museo de Arte Popular José Hernández
 
Arte sacro en el Museo de Arte Popular José Hernández
 

VIII Encuentro de iconografía argentina en el Museo de Arte Popular José Hernández

hasta el 8 de febrero de 2009

(Buenos Aires) Araceli Otamendi

 

Hasta el 8 de febrero de 2009 se puede ver en el Museo de Arte Popular José Hernández la muestra VIII Encuentro de iconografía argentina organizada por la Dirección General de Culto de la Ciudad  y la editorial San Pablo.

La muestra curada por Magdalena Acuña presenta Íconos realizados por varios artesanos.

Según palabras de la curadora:

 

Los Iconos que con insólita profundidad y perfección artística expresan los ideales espirituales del hombre, echan sus raíces hace más de mil años.

En Rusia, mientras corría el año 988 misiones de diferentes tierras trataban de persuadir al Príncipe Vladimiro para que renunciara al politeísmo pagano y se convirtiera a la fe verdadera respondiendo siempre “Volved de donde habéis venido pues nuestros ancestros no han aceptado vuestra fe”, se dice en la “Primera crónica”. Pero las palabras del filósofo griego, quién expuso a Vladimiro la historia sagrada desde la creación del mundo, causaron en el Príncipe una impresión increíble, tan es así que no sólo le explicó “para que Dios descendió a la tierra” sino también refirió el significado del futuro Juicio Final, mostrando al Príncipe un Icono con su representación. Más convencido aún quedó cuando al escuchar el relato de diez célebres varones que viajaron por los países de donde provenían los misioneros, sobre las bondades de la ceremonia religiosa en el templo griego: “Y no sabíamos si estábamos en la tierra o en el cielo, porque no hay en la tierra tal espectáculo y tal belleza, y no sabemos cómo describirla, sabemos tan sólo que allí Dios está entre los hombres, y allí el oficio es mejor que en todos los demás países. Es imposible olvidar tanta belleza”.

 

Por fin ese año 988 Vladimiro se convierte a la fe ortodoxa y con él numerosas tribus eslavas que en esa época se encontraban aglutinadas en el poderoso estado de la Rusia de Kiev.

Este cristianismo, que llegó para quedarse desde Bizancio, en el siglo X ya poseía un canon del arte iconográfico expresado en brillantes formas artísticas ya que aspiraban a mostrar la belleza ideal del mundo celeste a lo largo de los siglos.

Y es así que los Iconos comienzan a aparecer por todos lados, Iglesias, Palacios, en las viviendas de los cristianos revelando el misterio y el sentido de la venida al mundo del Salvador”.


ver fotografías de la muestra:


http://www.museohernandez.org.ar/blog/?page_id=96

 

El Arte sacro – Fra Angélico


http://www.museodelprado.es/es/submenu/enciclopedia/buscador/voz/anunciacion-la-fra-angelico/

 

Algunas de las más bellas pinturas del arte sacro clásico son de Fra Angélico también llamado Giovanni da Fiésole o Guido di Pietro – su nombre de pila-. También se lo conoce como el beato Angélico.  La fecha de su nacimiento se indica entre 1386 y 1400 en los alrededores de Vicchio, Italia. Murió en Roma en 1455.

El beato pregonero del paraíso se titula una nota de la escritora italiana Elsa Morante que prologa la edición dedicada a Fra Angélico editado por Noguer - Rizzoli. Según palabras de Morante: “…A decir verdad, los santos de mi devoción en pintura tenían otros nombres: Masaccio, Rembrandt, Van Gogh… Y reconozco a los santos del arte porque llevan en sus cuerpos las comunes señales de la cruz materna, la misma a la que todos estamos clavados. Sólo por haber padecido en sí mismos hasta la consumación el desastre común, sus cuerpos . a diferencia de los nuestros – pudieron llegar al color luminoso de la salud. Pero este otro, el Beato, parece haber nacido con cuerpo luminoso…”.

 

Según el mismo texto de Elsa Morante: “… el destino de fra Giovanni no está en descansar en la lírica; Giovanni da Fiésole es un pintor del Renacimiento, católico y dominico; y hacia sus cincuenta años, el Papa lo llama a Roma. Así, desde su pueblo natal de Vicchio, nuestro Guidolino llega, con su hábito blanco y su manto negro, hasta la Corte pontificia; allí en lugar de la Leyenda áurea de su hermano en religión Jacobo de Vorágine, le espera la Historia…”.

 

 

Bibliografía:  Elsa Morante, El beato pregonero del Paraíso – Introducción al libro “La obra pictórica completa” de Fra Angélico, Clásicos del Arte, Noguer – Rizzoli Editores,

 

 

 

Imágenes:

 

Ícono de la Muestra en el Museo José Hernández

 

(c) Araceli Otamendi


publicado el 24-1-2009

 
 
Diseño y desarrollo por: SPL Sistemas de Información
  Copyright 2003 Quaderns Digitals Todos los derechos reservados ISSN 1575-9393
  INHASOFT Sistemas Informáticos S.L. Joaquin Rodrigo 3 FAURA VALENCIA tel 962601337