Usuario :
Clave : 
 
 administrador
Manual del administrador


 Secciones
Ediciones anteriores
Premios- Distinciones
Muestras/Arte
Entrevistas- noticias culturales-histórico
Lecturas
Ensayos - Crónicas
Educación/Universidad
Sociedad
Diseño/Moda/Tendencias
Fotografía
La editora
Medios
Sitios y publicaciones web
Narrativa policial: cuentos, ensayos, reseñas
Sumario
Música
Teatro/Danza
cartas
Cine/Video/Televisión
Entrevistas- Diálogos
Servicios
Noticias culturales- archivo
Espacio de autor
Prensa
Artista invitado
Entrevistas
Fichas
Algo de Historia
Blogs de la Revista Archivos del Sur
Cuentos, poemas, relatos

ARCHIVOS DEL SUR

 Inicio | Foros | Participa
Buscar :
Estás aquí:  Inicio >>  Cuentos, poemas, relatos >>  Nadie puede salvarte sino tú mismo - Antonio Marin Segovia
 
Nadie puede salvarte sino tú mismo - Antonio Marin Segovia
 

Desde España

        Nadie puede salvarte sino tú mismo


        La poesía no es sólo una variedad de literatura, es también un modo de vida en la participación, el amor, el fervor, la comunión, la exaltación, el rito, la fiesta, la embriaguez, la danza, el canto, que, efectivamente, transfiguran la vida prosaica hecha de tareas prácticas, utilitarias, técnicas. (...) Fernando Pessoa decía que en cada uno de nosotros hay dos seres, el primero, el verdadero, es el de sus ilusiones, de sus sueños, que nace en la infancia y prosigue toda la vida; el segundo, el falso, es el de sus apariencias, sus discursos y sus actos.


        Podríamos decir de otra forma: en nosotros coexisten dos seres, el del estado prosaico y el del estado poético; esos dos seres constituyen nuestro ser, son sus dos polaridades, necesarias una para la otra: si no hubiera prosa no habría poesía, el estado poético no se manifiesta como tal sino en relación con el estado prosaico. Tenemos necesidad vital de prosa, porque las actividades prosaicas nos hacen sobrevivir. Pero muy a menudo, en el reino animal, las actividades de supervivencia (buscar comida, perseguir la presa,defenderse contra los peligros y los agresores) devoran la vida, es decir el goce. Hoy, en la tierra, los humanos dedican la mayor parte de su vivir a sobrevivir. Tenemos que actuar para que el estado secundario llegue a primario. Hay que tratar de vivir no sólo para sobrevivir sino también para vivir. Vivir poéticamente es vivir para vivir.


        EDGAR MORIN


         

        "Los poetas somos quienes protegemos al pueblo con palabras"
        Ernesto Cardenal

         

         

        NADIE SINO TU

         

         

        Nadie puede salvarte sino

        Tú mismo.

        Te verás una y otra vez

        En situaciones

        Casi imposibles.

        Intentarán una y otra vez

        Por medio de subterfugios, engaños o

        Por la fuerza

        Que renuncies, te des por vencido y/o mueras quedamente

        Por dentro.

         

         

        Nadie puede salvarte sino

        Tú mismo

        Y será muy fácil desfallecer,

        Pero que muy fácil,

        Pero no desfallezcas, no, no.

        Limítate a mirarlos

        Escúchalos.

        ¿Quieres ser así?

        ¿Un ser sin cara, sin mente,

        Sin corazón?

        ¿Quieres experimentar

        La muerte antes de la muerte?

         

        Nadie puede salvarte sino

        Tú mismo

        Y mereces salvarte.

        No es una guerra fácil de ganar

        Pero si algo merece la pena ganar

        Es esto.

         

        Piénsalo.

        Piensa en salvarte a ti mismo.

        Tu parte espiritual.

        La parte de tus entrañas.

        Tu parte mágica y ebria.

        Sálvala.

        No te unas a los muertos de espíritu.

         

         

        Mantente

        Con buen talento y garbo

        Y al cabo,

        Si fuera necesario,

        Apuesta tu vida en plena refriega,

        Al carajo las probabilidades, al carajo

        El precio

         

        Nadie puede salvarte sino

        Tú mismo.

         

         

        ¡Hazlo! ¡Sálvate!

         

        Entonces sabrás exactamente de que hablo.

         

         

         
        Charles Bukowski

         

        Escrutaba la locura en busca de la palabra, el verso, la ruta

         

          Todos intentamos salvarnos cuando regalamos una mirada amable, un abrazo libre... queremos y anhelamos el amor entero y total para liberarnos totalmente de la prisión que hay en cualquier palabra...

     (c)   Antonio Marín Segovia

sobre el autor: ver espacio de autor


   

 
 
Diseño y desarrollo por: SPL Sistemas de Información
  Copyright 2003 Quaderns Digitals Todos los derechos reservados ISSN 1575-9393
  INHASOFT Sistemas Informáticos S.L. Joaquin Rodrigo 3 FAURA VALENCIA tel 962601337