LOS TIEMPOS DE LA COMUNICACION

PAOLO MANZELLI

En mayo de 1996 realizamos un seminario de estudio ECO-Crea / telecom Italia en el centro de Estudios San Salvador en Venecia, sobre el tema : "Espacio, tiempo información" con la intención de desarrollar un debate sobre esta pregunta :
¿Cómo cambia la percepción cerebral del espacio y del tiempo en la época de la informática y de la realidad virtual ?
Nuestro cerebro modifica su capacidad de elaborar conocimientos según la información recibida. La diversidad de todo lo que se percibe por nuestro sistema cerebral de elaboración de información depende de hecho, notablemente de la modalidad y de la capacidad de recibir datos. Por ejemplo, sabemos por experiencia que nuestra representación de lo que vemos en tierra, cuando aterrizamos con el avión, cambia según el espacio y tiempo en el cual se observan los objetos: así en visión indefinida desde la altura se focaliza en una definición más articulada y precisa hasta volverse más detallada cuando está parado.
El poder de resolución de la información cerebral varía, por lo tanto con el espacio / tiempo. La información, de hecho, se extrae de los receptores sensoriales y es elaborada por el cerebro según la capacidad de individuar las diferencias perceptibles. Sabemos, además que pasando del macro al microcosmos con un sistema de engrandecimiento cada vez más potente, un mismo escenario nos aparece en modo diferente, porque cambia la definición de las capacidades cerebrales de colocar en el espacio / tiempo la información sensorial.
La codificación de las señales perceptibles en términos de relación espacio / diferencias temporales, nos permite, por lo tanto, iniciar a significar cerebralmente lo que observamos; sabemos además que cada forma de vida percibe el mundo según el tipo de señales que puede recibir y elaborar, lo que significa que cada ser vivo percibe una definición particular de la información del medio ambiente en el cual está inmerso.
Sabiendo por experiencia y reflexión todas estas indicaciones sobre el tratamiento cerebral de la información en términos de relaciones espacio/temporales, hoy debemos comenzar a hacer las cuentas con la nueva tecnología de los modernos sistemas de información , que están en grado de recoger, organizar, memorizar y elaborar bajo forma de señales digitales cantidades enormes de datos (voces, imágenes, sonidos) transportándolos simultáneamente y distribuyéndolos en todo el mundo a velocidades cada vez más grandes que crecerán en el futuro todavía a ritmo más rápido.
La tecnología de las telecomunicaciones, desde que ha sabido integrarse con los ordenadores unidos a una gigantesca red enlaces (uniones) además de los aspectos tecnológicos de ingeniería, y económicos pone hoy varios problemas desde el punto de vista humano, porque actualmente se conoce muy bien la eficiencia del traslado de datos de información interactiva, pero no se conoce tanto si se refleja en el plano del valor del desarrollo cognitivo de la inteligencia y de la creatividad del hombre en base a estas nuevas potencialidades tecnológicas.
Es importante razonar sobre la relación que existe entre la potencialidad de este importante desarrollo de los sistemas de información interactiva, cuando todo ello tenga un impacto incisivo en la capacidad de elaboración cerebral del hombre.
El cerebro de hecho coloca cada evento percibido en el espacio/tiempo, pero debemos considerar atentamente que las dimensiones mentales del espacio/tiempo no representan un factor constante del genotipo humano sino que varían con el aprendizaje porque la información en la que constantemente estamos sumergidos, obra como condición ambiental determinante para la evolución del fenotipo del hombre.
El laboratorio de "Ricerca Educativa", (investigación educativa), en el cuadro de las iniciativas de la década del cerebro (1990 - 2000), ha iniciado desde el 1990 a interesarse por este tema, importantísimo para el desarrollo social y educativo, pero verdaderamente ese tema se trata y se comunica con gran dificultad justo cuando el problema de la significación cerebral de la información está en gran parte fuera del alcance de nuestros conocimientos científicos formalizados.
Desgraciadamente, todavía oímos una concepción dualística de las relaciones "mente / cerebro" y además una mentalidad ingenierista y mecánica de la ciencia conduce a desarrollar criterios y concepciones válidas para la inteligencia artificial, (más específicas es decir, el tratamiento físico de las señales y de las estadísticas de transmisión de los mensajes entre las máquinas) y no a tratar de comprender el problema de su significación cerebral.
De todos modos somos conscientes del hecho que el cerebro y particularmente el humano, se forma con el aprendizaje: el neurólogo Jan Pierre Changeux en su libro "el hombre neuronal" (1), pone en evidencia como la estructura de los contactos intersinápticos entre las neuronas se selecciona y se modifica en el ámbito del desarrollo de los procesos de memorización de la información. Alrededor de los cuatro años el niño ha activado la mayor parte de los contactos sinápticos, que después se reducen gradualmente con la edad según las condiciones de activación de la mente en los procesos de aprendizaje.
Notando que la primaria operación de significación del cerebro consiste en especificar la colocación "espacio tiempo" de los señales percibidos por cada evento observado, podemos darnos cuenta como las modificaciones de la estructura interneuronal del cerebro, seguidos después de los procesos de aprendizaje, pueda interferir con la definición cerebral del espacio y del tiempo.
Pero, todavía no tenemos ninguna idea de cuales pueden ser los criterios generales de la codificación cerebral de la información, de cualquier modo podemos constatar que diariamente realiza transformaciones en la percepción del espacio tiempo.
Cuando por ejemplo, observamos el sol al mediodía y lo vemos en dimensiones más pequeñas de las que observamos por la tarde o por la mañana, nos asombramos de esta variación.
Ciertamente hoy no creemos que la rueda del carro del dios sol se hubiese acercado a la tierra como creían antiguamente; sabemos además que la tierra no se acerca al sol ni por la mañana ni por la tarde. Por lo tanto una explicación de este fenómeno perceptivo puede buscarse en el cambio de velocidad de las radiaciones luminosas en las dos direcciones de observación. De hecho la densidad del aire en sentido perpendicular disminuye más rápidamente que de la parte paralela a la superficie terrestre; lo que influye en la velocidad de las radiaciones en las dos direcciones de observación, y de consecuencia variarán las relaciones entre espacio y tiempo codificadas por el cerebro que finalmente determinan la diferente percepción de las dimensiones del sol observado desde diferentes condiciones de observación.
De este y de otros ejemplos podemos intuir como el cerebro cumple transformaciones espacio/temporales en relación al cambio de las condiciones de recepción de la información.
La pregunta hecha inicialmente sobre como cambia la percepción cerebral del espacio y del tiempo en la época de la informática y de la realidad virtual ha sido establecida sobre la base de las anteriores consideraciones, trazadas ampliamente en los libros publicados por nosotros y otros autores a la colección "Ricerca", Investigación de la Región Toscana (2),(3).
En el Seminario de estudios ECO-Crea/telecom 96 de Venecia substancialmente se ha hecho resaltar la necesidad de resaltar la limitación conceptual que lleva a excluir cada consideración científica sobre el cerebro como receptor significativo y que además conduce a tratar la información simplemente como transmisión de señales y de elaboración estadística de mensajes; además de haber establecido esta temática de la relación entre datos informativos, sensaciones y significados cerebrales solamente como (primera) inicio o introducción de sus líneas generales, no ha sido posible profundizar mucho más y se han preferido desarrollar temas de índole menos teórica y discutir del papel de la renovación educativa mediante el uso de las redes telemáticas (4).
De cualquier modo se ha notado que la utilización cooperativa de las redes podría en el inminente futuro afrontar problemas de elevada complejidad como el de construir un cambio de paradigma cognitivo, através de una vasta red de investigación y escuelas. Esto, por el hecho que estando en presencia de un desarrollo formidable de la tecnología de la información interactiva, se pone de manifiesto el riesgo de una sociedad, de un sistema educativo y cultural y de investigaciones obre el desarrollo creativo del hombre que no está creciendo adecuadamente.
Como conclusión del seminario ECO-Crea de Venecia, nos hicimos conscientes de un peligro real consecuente del hecho que mientras las potencialidades de las redes multimedia telemáticas podrían verdaderamente construir una sociedad global más democrática y con un nivel cultural elevado, no se ha de excluir que todo lo dicho anteriormente se quede sólo en una ilusión porque la mayor potencia y capacidad flexible y persuasiva de la información interactiva podrá ser utilizada para condicionar aún más las mentes con un único mensaje obsesivo sistemáticamente explícito en todas sus posibles variantes con el fin de limitar la libertad cognitiva de la gente y reducirla a la única dimensión en la cual se predica únicamente el valor del mercado: "comprar y vender para vivir".
El network internacional ECO-Crea, con el fin de contribuir para evitar tal posible deletérea limitación de la creatividad humana, organizará antes del próximo mayo, con la colaboración del proyecto Cultura de Telecom Italia un nuevo convenio de estudios con el título: " Cultura de la Interactividad y desarrollo creativo", en el ámbito del cual se constituirá un comité internacional sobre el tema "cerebro e información al cual ya han adherido muchos intelectuales.

Bibliografía
(1)- J.P. Changeux, "l'Uomo Neuronale" Feltrinelli- MI, (1983).
(2)- AA.VV. "Spazio, tempo, informazione - percezioni per nuove frontiere", Collana Ricerca Scientfica e Tecnologica Nº 2, regione Toscana, (1994).
(3)- AA.VV. "Il rapporto Uomo Macchina nelle nuove tecnologie multimediali avanzate", Collana Rcerca Scientifica e Tecnologica Nº 4, Regione Toscana, (1995).
(4)- Entro la fine del 96 sarà disponibile un quaderno ECO-Crea sul tema: "LA EDUCAZIONE TELEMATICA" che colleziona vari interventi selezionati dal dibattito in rete ed in presenza al Seminario
ECO-Crea 96 di Venezia.